Tal como avanzó este medio, las tardes y las noches en Calvià propician los contagios por Covid19, pues los turistas no respetan ni las distancias de seguridad ni hacen uso de las mascarillas, algo que los locales deberían hacer cumplir, pues no están exentos de responsabilidad.

Ayer ya se destapó por otro medio que el día en Nikki Beach no está exento tampoco de estas actitudes, pues los turistas, sobrepasados por el alcohol que tan barato les sale en las islas a diferencia con sus países de origen, continúan con sus irresponsables actitudes, al igual que los propietarios o responsables de los locales que no controlan el aforo permitido.

No queda exento de responsabilidad el propio Ayuntamiento de Calvià, que no está poniendo los medios suficientes para el control de TODOS los locales, dejando desamparados a los residentes calvaniers que si quieren cumplir con todas las medidas sanitarias para evitar la expansión del virus, aún a pesar de las imágenes que salen a diario en todos los medios y redes sociales, a las que el Ayuntamiento calvanier hace caso omiso convirtiéndose en colaborador necesario para que estas actitudes se lleven a cabo impunemente.

A %d blogueros les gusta esto: