El Gobierno plantea crear un nuevo modelo de ERTE pospandemia

El Gobierno plantea crear un nuevo modelo de ERTE pospandemia

Desde el sector turístico se viene reclamando que los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), prorrogados hasta el 31 de mayo, se puedan ampliar hasta final de año. No obstante, desde el Gobierno ya se han planteado la creación de un nuevo modelo de ERTE pospandemia que sirva como alternativa al despido y fomente la recualificación y formación de los trabajadores. Así lo puso ayer de relieve el ministro de Inclusión y Seguridad Social, José Luis Escrivá, quien recordó que en otros países hay mecanismos públicos que permiten a las empresas ayudar a sus empleados a readaptarse para adquirir nuevas habilidades para otros puestos de trabajo. También la ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, ha defendido consolidar la figura de los ERTE después de la crisis sanitaria de COVID-19 como alternativa al despido y como vehículo para mejorar la formación de los trabajadores. 

Según los datos que presentó Escrivá el número de trabajadores incluidos en un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) ha subido al inicio de febrero, hasta 878.000 el día 11 de este mes, debido a las nuevas restricciones administrativas para hacer frente a la tercera ola de la pandemia.

Esta cifra supondría sumar unos 139.000 trabajadores a los 738.969 empleados que terminaron enero en un ERTE, según los datos facilitados por el ministro de Inclusión y Seguridad Social en una conferencia en el Consejo General de Economistas

El ministro reconoció que en febrero se está viendo un “repunte” por las nuevas restricciones para hacer frente a la pandemia, pero que, en las próximas semanas, se verá una “reducción significativa” conforme baje la incidencia, ya que hay un “desfase” de unos quince días en la evolución de ambas variables.

Preguntado por cuáles de los trabajadores en un ERTE pueden terminar en un ERE, Escrivá dijo que el sector hotelero, aunque “en general es competitivo” y se recuperará “con fuerza” cuando se levanten las restricciones, sí que puede sufrir un impacto estructural en actividades vinculadas a negocios y eventos asociados en las grandes ciudades.

En la hostelería, con el 50 % de los empleados en un ERTE, Escrivá también cree que se recuperará en gran medida, excepto en lugares concretos, mientras que en actividades de transporte, como en el de carretera, sí contempla “algunos efectos estructurales” que terminen en una reestructuración.

También pueden darse en las agencias de viajes, que se han visto muy afectadas, mientras que las actividades de ocio “volverán de alguna forma” y el comercio, “si se ve afectado, no es por la crisis sino por factores estructurales que vienen de antes”, dejó claro

Precisamente para estas posibles reestructuraciones, Escrivá insistió en el papel que debe jugar un nuevo modelo de ERTE pospandemia que sirva como alternativa al despido y fomente la recualificación y formación de los trabajadores.

Foto: Francisco José Castillo

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: