Los nuevos requisitos para cobrar la renta mínima vital en Baleares

Tiempo de lectura:3 Minutos, 49 Segundos

El Ingreso Mínimo Vital se dirige a las personas que viven solas, o integradas en una unidad de convivencia y carecen de recursos económicos para cubrir sus necesidades básicas. Pero aquellas personas sin hogar, que pagan el alquiler de una habitación, han sido desahuciadas, viven en albergues o casas de acogida, residen con un familiar o amigo de forma temporal por determinadas circunstancias, comparten piso para reducir los gastos o en asentamientos de infravivienda, no podían acceder a una ayuda prevista para los más vulnerables, que el Gobierno aprobó como medida estrella para ayudar a quien carece de ingresos. La ayuda va desde los 5.538 euros anuales, que suponen 461,5 euros al mes, para los hogares compuestos solo por un adulto, los 12.184 euros anuales 1.015,3 mensuales, para las familias formadas por dos adultos y tres o más niños, o por tres adultos y dos o más menores.

En función de las características de la familia y de sus ingresos se calcula la cuantía. Requisitos como presentar el empadronamiento, y una serie de documentación, ha supuesto que 60.000 personas vulnerables vieran denegada la ayuda mínima. Por este motivos, el Gobierno modificó la normativa a principios de febrero con un real decreto, que se aprobó el pasado jueves 18 en el Congreso de los Diputados al entender la necesidad de mejorar algunos aspectos de la ayuda del IMV para permitir que se dé cobertura al mayor número de personas, y se puedan incluir algunas situaciones, con la regularización actual, no se contemplan o no cuentan con una operativa que permita incorporarlas correctamente a la prestación.

El Gobierno asegura que son los servicios sociales municipales, son quienes deben acreditar esas situaciones particulares, que permitirán a personas en exclusión social acceder a una ayuda diseñada para ellos.

El texto modificado afirma que la complejidad de la realidad de las personas potenciales beneficiarias, de la prestación requiere de la participación de los servicios sociales, y transitoriamente, de entidades del tercer sector de acción social debidamente acreditadas los mediadores sociales del ingreso mínimo vital para poder certificar la existencia de determinadas situaciones particulares.

Para poder acceder a la prestación, el Instituto Nacional de la Seguridad Social, que es desde donde tramitan el IMV, requerirá certificado de los servicios sociales con el fin de acreditar la residencia colectiva, el carácter no permanente de la prestación de servicio residencial, el domicilio real de una persona que alegue no vivir donde consta en el empadronamiento o la inexistencia de vínculos cuando en el mismo domicilio, a parte de los solicitantes de la prestación, residan otras personas.

El decreto añade que el mantenimiento de los informes «debe hacerse con carácter anual. También se incorpora con esta modificación que la notificación de la resolución a personas sin domicilio será efectuadas en los servicios sociales del municipio o en su caso en la sede o centro de la entidad en los que las personas interesadas figuren empadronadas, así como la inclusión de la obligación de los ayuntamientos y las entidades del Tercer Sector de Acción Social de comunicar al Instituto Nacional de la Seguridad Social los cambios de domicilio en los supuestos de personas sin domicilio en cuya sede se encuentren empadronados.

El objetivo del Gobierno es que esta renta mínima llegue a quien lo necesita ya que las cuantías, además, se aumentan este año 2021 dado que las pensiones que se perciben con esta prestación se consideran no contributivas, de manera que se incrementará en un 1,8%, el doble de lo que sube el IPC.

domicilio, a parte de los solicitantes de la prestación, residan otras personas. El decreto añade que el mantenimiento de los informes «debe hacerse con carácter anual. También se incorpora con esta modificación que la notificación de la resolución a personas sin domicilio será efectuadas en los servicios sociales del municipio o en su caso en la sede o centro de la entidad en los que las personas interesadas figuren empadronadas, así como la inclusión de la obligación de los ayuntamientos y las entidades del Tercer Sector de Acción Social de comunicar al Instituto Nacional de la Seguridad Social los cambios de domicilio en los supuestos de personas sin domicilio en cuya sede se encuentren empadronados. El objetivo del Gobierno es que esta renta mínima llegue a quien lo necesita ya que las cuantías, además, se aumentan este año 2021 dado que las pensiones que se perciben con esta prestación se consideran no contributivas, de manera que se incrementará en un 1,8%, el doble de lo que sube el IPC.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Acerca del autor

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: