República Democrática del Congo: UNICEF condena el último episodio de violencia “terrorífica” contra niños durante un ataque armado en un campamento de desplazados

Al menos 14 niños, incluidas cinco niñas, han sido asesinados a manos de milicianos durante el último episodio de violencia contra civiles desplazados en la provincia de Ituri (noreste de la República Democrática del Congo, RDC), según UNICEF.

Otros 56 niños –incluyendo 32 niñas- se han visto separados de sus padres, madres o cuidadores debido al ataque que tuvo lugar el pasado domingo por la noche –atribuido a rebeldes armados- en la aldea de Drodro. Al menos 26 personas fueron asesinadas.

Este episodio es el último de una serie de ataques contra civiles en la zona; recientemente tuvo lugar un ataque similar en la cercana región de Djugu.

Se teme que el número de niños y niñas heridos, secuestrados o separados podría seguir aumentando hasta que la seguridad y el acceso a la zona mejoren. Al menos un niño está en el hospital debido a las heridas sufridas durante el ataque.

Se estima que unas 50.000 personas que ya estaban desplazadas –entre ellas 27.000 niños y niñas- se han visto obligadas a huir de los campamentos hasta la ciudad de Roe debido a la violencia. Está aumentando la preocupación por su falta de acceso a agua, alimentos y refugio.

“El ataque del domingo ha sido solo el último incidente terrorífico para los niños, niñas y sus familias en el este de la República Democrática del Congo”, ha afirmado Edouard Beigbeder, representante de UNICEF en RDC. “Nuestra principal prioridad es garantizar que los niños y niñas afectados por este terrible incidente tengan acceso inmediato a apoyo y servicios básicos. Después necesitaremos proporcionar ayuda a largo plazo a las comunidades afectadas por esta violencia”, ha añadido.

Más de 3 millones de niños y niñas se encuentran desplazados en el este de la RDC, y muchos han sido asesinados, heridos o separados de sus familias en medio del caos. Los ataques en el este del país perpetrados por combatientes con machetes y armas pesadas han forzado a comunidades enteras a huir con sus posesiones más básicas.

Familias enteras –también niños y niñas- han sido asesinadas a machetazos. Se han saqueado centros de salud y escuelas tras incendiar pueblos enteros. Recientemente se ha informado del saqueo de un puesto de salud en el interior del campamento de Drodro, el último de una serie de incidentes que constituyen una grave violación de los derechos de la infancia.

A través de su Programa de Respuesta Rápida, UNICEF está trabajando estrechamente con sus aliados humanitarios para distribuir entre las familias desplazadas miles de artículos de primera necesidad, como lonas y kits sanitarios y de higiene.

Pero es muy poco probable que las personas desplazadas puedan volver a sus hogares, pese a las operaciones militares congoleñas para neutralizar a los grupos armados activos en la provincia de Ituri.

UNICEF solicita urgentemente recursos para ayudar a las nuevas personas desplazadas, la mayoría de ellas mujeres y niños, que se han visto sometidos a graves violaciones de sus derechos humanos, incluyendo violaciones, secuestros y mutilaciones. Además, la organización necesita urgentemente más fondos para abordar una tragedia humanitaria constante.

Una prioridad clave es reunir a los niños y niñas separados con sus familias, y a los reclutados por grupos armados. Es también fundamental proporcionar un mejor acceso de las personas desplazadas a necesidades básicas diarias, como atención sanitaria, nutrición, apoyo psicosocial, agua potable y educación.

Un informe* de UNICEF publicado a principios de año hacía un llamamiento al fin del conflicto que ha causado una de las peores crisis humanitarias del mundo, obligando a 1,6 millones de personas a dejar sus casas solo durante los seis primeros meses de 2020. Las cifras de Naciones Unidas muestran que actualmente hay 5,2 millones de personas desplazadas en la RDC, más que en cualquier otro país (excepto Siria).

Ituri es una de las provincias de la RDC más afectadas por la violencia, junto con Kivu Norte, Kivu Sur y Tanganyika. Más de 8 millones de personas sufren inseguridad alimentaria aguda.

Previous post La Guardia Civil organiza un concurso de postales navideñas para alumnos de centros docentes de Albacete y su provincia
Next post Una niña de Sóller, ganadora del Concurso Digital de Dibujo de Aqualia

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
¿Cómo te ayudo? Cuéntanos tu historia
A %d blogueros les gusta esto: