La última foto del amor de mi vida

Fue el 14 de marzo, venía de Son Espases, decían que todo estaba bien, no le hicieron la PCR y nos dijeron que se quedara en casa, no había recursos ni medios, todo acababa de explotar, no nos lo esperábamos, no teníamos porque pensar que podía ser un posible COVID positivo. Tres días más tarde al despertarme lo encontré en el mismo punto de esta foto en el suelo lleno de sangre, se había caído por la noche por la debilidad y se había irdo arrastrando hasta ahí.

Es la última vez que le vi, a los 4 días murió en el hospital por una neumonía bilateral. No me pude despedir, intenté llamar varias veces desesperada, yo también era positivo.

Lloro a diario. Nadie me enseñó a vivir sin él. En ese momento todo estaba saturado, no se sabía prácticamente nada de la enfermedad.

Los médicos, enfermeras, auxiliares, el personal de las ambulancias, se desvivieron dentro de lo que se podía, estoy segura de que ellos lo han pasado igual de mal o peor, que no ha sido porque no quisieran, pero nadie estaba preparado.

Lo que me pasó a mi fue «una putada», pero tenemos otra oportunidad. No quiero perder a nadie más, ni que nadie pase por el dolor que paso yo a diario.

Es sencillo, nos piden poco, una mascarilla, higiene y distancia. No nos piden que no salgamos o que no nos relacionemos, es algo natural del ser humano. Tener consciencia de lo que hacemos y si alguien se contagia, que cumpla con la cuarentena. Por precaución, no sólo nuestra si no de los demás, para que cuando alguien se infecte los servicios sanitarios no estén saturados, para que puedan hacernos PCR, para que puedan cuidarnos, para que no nos tengan que encerrar y la economía se derrumbe más, para que no se quede más gente en ERTES o sin trabajos. Porque todo eso son consecuencias del egoísmo, y aunque la enfermedad no os afecte sus consecuencias seguro que os tocan de cerca.

Mantener la economía también es trabajo de todos, los negocios locales son necesarios.

Es muy poco lo que se nos pide, y muy bueno lo que podemos hacer.

De todos depende.

Va por ti papá.

@Clarisimaruiz

Puede que también te guste...

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: